anuncios gratis" />

El primer sitio de sexualidad en Costa Rica

Educación sexual para jovenes

No sentir placer sexual (mujeres)

Filed under: Amor,Aprendiendo a cuidarte,Pareja,sexo — at 12:00 am on Sábado, julio 31, 2010

Una joven me pregunto un día que por que ella cuando tenia relaciones sexuales con su pareja no podía sentir placer al ser penetrada por su compañero, hay muchos temas que envuelven la pregunta y cito algunos:

Traumas psicológicos por ejemplo

1  Que durante niña se hubiera golpeado la vagina en la famosa bicicleta y ahora piense que su vagina no es igual.

2  Trauma psicológico por violación o abuso sexual.

3  Pensamientos erróneos sobre el sexo es decir pensar que el sexo es sucio.

4  Religión, sobre que  fornicar le envía directo al infierno.

5  Infidelidad, ejemplo: su compañero de trabajo lo hace mejor que su pareja.

5  Y el mas serio para mi pensar… falta de amor o en fin no sentir placer con la pareja.

No quiero que tampoco se piense que lo que yo digo es “Santa Palabra”  Sin embargo tiene mas peso el lado psicológico que el físico, Usted dirá ¿por que?  Simple… Todas la mujeres deben aprender a desarrollar ese placer en las relaciones sexuales, muchas veces son criadas en la famosa burbuja de la virginidad llena de los consejos erróneos de su abuela o su madre donde se le indica que el sexo es sucio, depravado, pervertido y hasta castigado por el mismo Dios… Sin embargo a pesar de todos estos “traumas psicológicos” hay algo llamado sexulidad plena y considero que todas las mujeres deben aprender a sentirse libres de no solo autoexplorarse si no mas bien de aprender a derrallorar ese tacto y satisfacer primeramente sus deseos sexuales para ir creando una psicosis positiva referente al sexo. hablo de la martubacion y por que habar de la misma por que asi es como una mujer llega a conocer su cuerpo y preparse para tener relaciones sexuales libres de perjuicios y sentirse feliz al terminar el acto sexual y no con una carga de conciencia…. Ahora tampoco les estoy diciendo que corran a comprar un vibrador… Si no que mas bien en la intimidad del cuarto, mientras se duchan o simplemente cuando en el momento tenga ese deseo que sienta que no es malo y que todo lo contrario le va a ayudar a sentir ese placer sexual.

Por otro lado en el ámbito físico las mujeres tienen en su vagina el “poder” de desarrollar los músculos de la misma y a la hora de mantener una relación sexual volver loco a su pareja. Por otro lado si no esta sintiendo placer a la hora de mantener relaciones sexual y cree que su problema no es psicológico es mejor que visite a su ginecólogo y le haga saber su problema.. Pues tal ves usted simplemente tenga un problema hormonal que puede ser corregido y de nuevo sentirse como una adolescente con su primer amor…

Hay muchos argumentos que se podrían poner aquí pero el mas importante es que usted es un ser sexual que viene programado por la naturaleza para reproducirse y ademas de esto se le dio la capacidad de sentir placer cuantas veces usted lo desee… Que espera no sufra mas y piense cuanto podría mejorar su calidad de vida… Acuda a su medico si es necesario.. Y si lo que cree es que necesitar ejercitar esa vagina aquí le dejo unos consejos prácticos de como hacerlo…

Los ejercicios para fortalecer los músculos de la vagina para aumentar el placer durante el sexo se practican desde hace 3000 años. Nació en India, fue perfeccionada en Japón y Tailandia, y son conocidos como pompoarismo. El pompoarismo o pompoar enseña a la mujer a controlar los músculos vaginales, y su objetivo es intensificar el placer femenino y de la pareja.

Lo ideal es ejercitarse diariamente, por la mañana y por la noche. Haga por lo menos tres series de 15 o 20 repeticiones para cada uno de los ejercicios vaginales. Es muy frecuente sentir dificultades para mover los músculos de la vagina en las primeras tentativas pero no desanime. Vas a notar los resultados positivos en tus relaciones sexuales en las primeras semanas.

1. Siéntate en una silla con las manos apoyadas en la pierna. Mantenga los pies en paralelo y separados por unos 20 centímetros uno del otro. Contraiga los músculos de la vagina como se apretase algo (¡la imaginación es libre!) dentro de ella. Cuenta hasta tres y relaja. Cada día, vas aumentando paulatinamente el tiempo de contracción hasta llegar a contar diez.

2. En la misma posición sentada, contraiga y relaje los músculos de la vagina rápidamente. Para mantener un ritmo, imagina que acompañas una respiración acelerada.

3. Échate en la cama y mantén las piernas separadas y arqueadas. Meta un dedo en la vagina e intenta apretarlo lo máximo que puedas. Caso no sienta presión, introduzca dos dedos. Cuando la musculatura de la vagina esté más rígida, vuelva a probar con un solo dedo.

4. Échate en la cama y mantenga las piernas separadas y arqueadas. Meta un dedo o dos en la vagina e intente chuparlos con los músculos vaginales. Cuente hasta tres y relaje. Parece imposible pero es un ejercicio muy eficaz.

5. Túmbate en una colchoneta de yoga y deje los brazos a lo largo del cuerpo y las piernas flexionadas. En esta posición inicial, contraiga los glúteos y poco a poco eleva la cadera para acabar apoyándose en los hombros y pies. Vuelva despacio a la posición inicial y relaje los glúteos.

6. En la posición inicial anterior, contraiga el ano en tres tiempos, sin relajar. Primero una contracción ligera, seguida de una más fuerte y después una contracción anal de gran intensidad. Inmediatamente después contraiga la vagina como se estuviera succionando algo. Cuente hasta tres y relaje los músculos, primero los de la vagina y después los del ano.

7. De pie y con las piernas un poco flexionadas, pon las manos en cintura y deje los pies en paralelo separados por 20 o 30 centímetros. Contraiga las partes internas de la vagina y mueva tu pelvis hacia adelante y arriba. Cuente hasta tres y relaje.

8. En la misma posición de pie, haga un movimiento continuo y circular, como se jugaras con un aro, solo que en cuatro fases: 1. mueva la pelvis hacia arriba y adelante; 2. Mueva la cadera hacia la izquierda; 3. Empuje el culo para tras; 4. Mueva la cadera hacia la derecha.

9. De pie, con los brazos relajados a los largo del cuerpo, mantenga los pies paralelos e distantes 20 centímetros uno de otros. Contraiga las nalgas e intente unirlas el máximo que puedas. Cuente hasta tres y relaja.

10. En la posición anterior, contraiga e relaja los músculos de la vagina de manera intensa y acelerada siguiendo el compás de una respiración acelerada.




6 Comments »

42

   Tuannis

31 julio, 2010 @ 6:06 AM   

[New Post] No sentir placer sexual (mujeres) – via #twitoaster http://lujuriacr.ticoblogger.com/2010/07

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Leave a comment

XHTML: You can use these tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>